Los chicos de Achalay Diversidad visitan Feu Vert

La “ignorancia” solamente tiene dos virtudes. No es selectiva en lo que ignora y es obstinada.

La segunda vez que nos sentamos con Sergio, Fernando, Alejandro y el resto del “Equipo Social” de FeuVert, nos quedamos pensativos por un rato.

-Perdón, ¿habéis dicho que van a cambiar una rueda?

-Bueno, una y las que hagan falta.

-¿Pero estáis seguros de eso?

-Es sencillo. Primero les enseñamos, y luego a cambiar ruedas…

Y ahí quedó el planteamiento, el brindis al sol para quienes pensábamos que sí sabíamos de personas con discapacidad intelectual, de su potencial y sus capacidades y de no pedir peras a un olmo.

En el Equipo Social de FeuVert nadie sabe mucho de discapacidad, es cierto; pero son expertos en personas, en identificar talento y en creer. Sobre todo en creer. Y cuando uno cree mucho, consigue mucho aunque no sepa tanto.

ACHALAY DIVERSIDAD VISITA FEU VERT

En Feuvert creyeron desde el principio en las posibilidades de los Jóvenes del Proyecto Liceo de Achalay, apostaron por ofrecerles una formación “in situ” en uno de sus talleres emblemáticos de Madrid y se pusieron un objetivo solo a la altura de su pasión y de su falta de conocimiento profesional en el ámbito de la Discapacidad Intelectual.

Minutos antes de abrir el taller, los mecánicos y los formadores de Feuvert se miraron una vez más como conjurados: “éstos no se van sin cambiar una rueda, ¿eh?”.

Y pasó la mañana, y pasó la formación, y pasó lo que siempre pasa cuando se dan la mano la pasión y las ideas. Los jóvenes de Liceo cambiaron su rueda, y nosotros tuvimos que cambiar una vez más los límites de nuestro razonable conocimiento de las cosas.

Gracias al Equipo Social de FeuVert, y a su maravilloso equipo de mecánicos y formadores, los jóvenes con discapacidad intelectual del Proyecto LICEO Achalay han demostrado una vez más que solo necesitan apoyo para mover los límites de su CAPACIDAD, y ensanchar nuestras fronteras mentales.

¿Es difícil cambiar una rueda?

Pues Achalay quiere cambiar vidas. Proponemos cambiar vidas. Feuvert cree, se ofrece y se la juega. Y lo consigue.

Podemos cambiar juntos las vidas de muchos jóvenes con discapacidad intelectual, si les damos la oportunidad de participar en la sociedad, si les ofrecemos los apoyos necesarios en el empleo, en el ocio, en la formación, en el acceso a la cultura…

Muchas Gracias Equipo de FeuVert

¿Para cuándo tu turno de creer en ellos? ¿Para cuándo tu apuesta personal por los demás?.